"United we stand,

 

divided we fall"

- George

Orfanato Ryvanz-Mia Childcare Internacional

El hogar Ryvanz-Mia para huérfanos y niños necesitados abrió sus puertas en 2006 y el equipo humano que se encarga de gestionar el orfanato (The Home, como la llamamos) es admirable.

La directora del orfanato es Regina Esime Djentuh, (Mama Esi), y tiene sus prioridades muy claras: “Primero los niños tienen que comer y estudiar”. Pero esto ha hecho que, en numerosas ocasiones, para dotar a los niños de todo aquello necesario se haya tenido que renunciar al suministro de agua corriente o luz, entre otros.

James Anku Godwyll (Pastor James), se encarga de la coordinación de los voluntarios así como de los proyectos del orfanato (pagar facturas, colaborar con la comunidad, visitar a huérfanos a los que no se puede dar cabida en el orfanato…).

Ellos, con la ayuda de muchos otros amigos, en especial de Ven (que ejerce de director desde América), Mr. Kudjo y Father Prosper, sacan adelante la casa y la educación de los niños y niñas. Cuentan también con la inestimable ayuda de Grace Tsini, que en su día fué una huérfana más y que ahora, ya establecida en Ho, casada y trabajando como enfermera, sigue estrechamente vinculada a la casa y a su familia.

 

Y, aunque el componente humano es realmente brillante, las sonrisas, el buen humor y el amor no pagan las facturas. Mama Esi trata de coser vestidos, de cocinar galletas (chips) y los mayores tiñen ropa y hacen joyas, pero esto no paga las facturas médicas ni escolares.

Al conocerles nos encontramos con la injusticia cara a cara, con el hambre, con la ausencia de padres y las heridas abiertas. Pero hemos encontrado a una Mama con la fuerza y el coraje de quién sabe qué es perderlo todo y no tener nada. Una mujer que te coloca la mano en la frente y habla de una lucha constante pero también habla de éxitos.

Ver a los más mayores del orfanato es la prueba de que la fórmula funciona: el éxito del proyecto que ella y ellos sacan adelante es ver a los huérfanos graduarse de la universidad, verles montar sus propios proyectos, casarse, tener hijos… en definitiva, SONREÍR Y SER FELICES. 

Del Ryvanz-Mia sale el futuro de Ghana,

¡No tenemos duda alguna!

"Quiero formar a adultos autónomos y capaces" -Mama Esi.

¿Quieres ser voluntario? INFÓRMATE